Para celebrar su memoria paso a paso

Explanada Estela de Luz - Ciudad de México
26/10/18 - 02/11/18
IMG_1089.jpg

Concepto

Descripción

 

Nuestra ofrenda es un mosaico,

una mesa de cocina abierta

sobre manteles de encaje

con flores e ingredientes

buscados paso a paso.

 

Nuestra ofrenda está en la casa,

hecha de memorias circulares

de geometrías de sabor, color y aroma.

 

Para caminar con la mirada,

para degustar a cada paso

remontando los recuerdos,

para celebrar con el eco antiguo del metate,

ofrendas cocinadas a la luz de nuestros duelos

sazonando ingredientes que nos sanen

que nos curen tanta ausencia

tanto adiós no consumado.

Nuestra ofrenda es el recuerdo inagotable

de nuestros deudos sin nombre

no podemos escribirlos uno a uno

pero sabemos de sus gustos,

sabemos que era mole,

eran tamales y pozole

ahí estaba el chocolate

y ese dulce de la abuela

sus sabores nos llegan con canciones a la mente

nos los traen con humos y

perfumes de incienso y ceras escamadas

recordarlos al calor de la cocina,

nos trae su huella inconfundible.

 

Les trajimos un tzompantli

no cupieron todas porque no terminan de contarse

cada calavera germinó con lágrimas,

floreció de cempasúchil y rosales

fue acariciada con pinceles,

se mezcló con color, agua y azúcar,

sin terminar de dedicarlas

sin su nombre, ni su paradero,

cada una sube los peldaños dignamente

hermanadas en su búsqueda

y en su recuerdo interminable y necesario.

 

 

Betsabeé Romero, 2018

4 composiciones hechas con los platillos principales de las ofrendas de Día de Muertos:
1) Tamales
2) Pozole

3) Mole
4) Dulce de calabaza
Mosaicos simétricos, circulares de cada platillo con sus bebidas y objetos regionales: vajilla, velas escamadas, calaveras de azucar, panes de muerto, alfeñiques e incensarios.
Impresión fotográfica sobre material adherible

 

Noticias Relacionadas

1/2
 

© Betsabeé Romero